El SEO es una serie de técnicas destinadas a aumentar el ranking de un blog o sitio web y mejorar su posicionamiento en Google y otros resultados de los motores de búsqueda.


Con las técnicas de SEO se puede mejorar la visibilidad de un blog o una página web y conseguir un buen posicionamiento en los buscadores de la red, ganando así notoriedad y visibilidad para una empresa.


Una de las técnicas de SEO súper importantes para lograr el posicionamiento web (pero a menudo olvidada) son los enlaces internos. Una buena construcción de enlaces comienza con los enlaces internos.


Hoy te contaremos qué son los enlaces internos, por qué son importantes para la estrategia SEO y qué tipos de enlaces internos existen.


El SEO es una serie de técnicas destinadas a aumentar el ranking de un blog o sitio web y mejorar su posicionamiento en Google y otros resultados de los motores de búsqueda.


Con las técnicas de SEO se puede mejorar la visibilidad de un blog o una página web y conseguir un buen posicionamiento en los buscadores de la red, ganando así notoriedad y visibilidad para una empresa.


Una de las técnicas de SEO súper importantes para lograr el posicionamiento web (pero a menudo olvidada) son los enlaces internos. Una buena construcción de enlaces comienza con los enlaces internos.


Hoy te contaremos qué son los enlaces internos, por qué son importantes para la estrategia SEO y qué tipos de enlaces internos existen.


¿Qué son los enlaces internos?

Los enlaces internos (o intrínsecos) son enlaces que llevan de una página a otra dentro del mismo dominio. Este tipo de enlace suele utilizarse en páginas cuyo contenido puede ser de difícil acceso debido al gran tamaño del texto.


Por ejemplo, imagine que tiene un blog de consulta de imagen que ofrece a los lectores instrucciones, información y orientación sobre cómo conformar/construir una imagen personal adecuada y mejorada y que ofrece un alto nivel de seguridad personal.


Muchas de sus publicaciones serán geniales y probablemente complementarán o harán referencia a publicaciones anteriores. Los enlaces internos son la herramienta que permite al lector leer otras entradas de tu blog relacionadas con lo que está leyendo.


Sin embargo, es importante recordar que el uso de los enlaces internos debe tener una lógica y una estrategia. Por lo tanto, es una buena estrategia preparar una red de enlaces entre los diferentes contenidos de tu propio dominio (página web, blog, etc.) para facilitar el trabajo a los buscadores y mejorar así tu posicionamiento.


Pero, ¿por qué son importantes los enlaces internos?

Los enlaces internos son importantes por dos razones principales:

  1. Permiten al lector permanecer más tiempo en su dominio.
  2. Es compatible con las tres fases de Googlebot (el motor de búsqueda web de Google). Estas tres fases consisten en:
    1. Búsqueda del genoma: es la fase en la que Google rastrea los nuevos contenidos. Con los enlaces internos, Google puede rastrear mejor los nuevos contenidos, ya que una vez enlazados, es más fácil que Googlebot los encuentre.
    2. Indexación: es la fase de indexación, es decir, la clasificación del contenido por parte de Google. Los enlaces internos permiten una mejor y más precisa indexación del contenido.
    3. Clasificación: es la fase de posicionamiento propiamente dicha. Si las dos fases anteriores se realizan de una manera determinada, será más fácil para Google rastrear nuestro contenido (es decir, la posición que ocupa en su día en el índice de resultados).


Los enlaces internos ayudan a mostrar a Google las señales de autoridad del dominio.